La Quinta Avenida (Fifth Avenue) en 12 paradas (2020)

  • Por
  • la quinta avenida fifth avenue que ver

    La Quinta Avenida es una de las arterias más importantes de Nueva York. Su atractivo comercial y la apertura de relucientes flagships han convertido a a Fifth Avenue, en inglés, en un destino preferente para los turistas. No solo por lo que os comentaba anteriormente, pero también por la cantidad de lugares destacables que hay a lo largo de ella.

    En torno a 11 kilómetros de largo, comienza en Washington Square y termina ya en Harlem, por lo que prácticamente recorre Manhattan de norte a sur: desde Harlem, al Upper East Side, Midtown, Flatiron District, o Koreatown y el NoMad. Sin embargo, los principales atractivos de la Quinta Avenida se centran en la zona sur.

    En este artículo te contamos toda la información sobre los diferentes distritos de Nueva York y aquí sobre la seguridad en la Gran Manzana. 🤗

    En este artículo hemos repasado los principales atractivos de la Quinta Avenida y hemos seleccionado 12 paradas imprescindibles que no os podéis perder. Hay de todo, desde monumentos imprescindibles, a museos, algunos edificios icónicos y también grandes almacenes. ¡Espero que os sirva!

    La Quinta Avenida (Fifth Avenue)

    La ruta por la Quinta Avenida que hemos preparado es ideal para hacerla en un día y conocer los lugares más importantes. En este mapa, podéis localizar los 13 lugares de interés que hemos seleccionado.

    12 paradas imprescindibles en la Quinta Avenida:

    • El Hotel Plaza
    • La Torre Trump
    • Bergdorf Goodman
    • MoMA
    • La Catedral de San Patricio
    • El Rockefeller Center
    • La Biblioteca Pública de Nueva York
    • El Empire State Building
    • El Edificio Flatiron
    • El Arco de Washington Square
    • El Museo Metropolitano de Arte (Met)
    • El Museo Solomon R. Guggenheim

    La Quinta Avenida en 12 paradas imprescindibles

    1. El Hotel Plaza, una parada imprescindible en la Quinta Avenida

    El Hotel Plaza de Nueva York es uno de los alojamientos más famosos de la ciudad. Su localización, frente a Central Park y a dos minutos de las tiendas más lujosas de la Quinta Avenida han convertido a este hotel en todo un icono del lujo neoyorquino.

    la quinta avenida
    Hotel Plaza

    Decían que «nunca pasa nada poco importante en el Plaza«, la fama de este hotel lo ha convertido en escenario habitual de películas y series de televisión como Solo en casa 2 o algunas escenas de El Gran Gatsby.

    El hotel, testimonio de la historia neoyorquina, puede ser visitado por dentro, e incluso podéis ir al bar a desayunar o a tomar un brunch, si os apetece. Eso sí, los precios son muy altos.

    2. La Torre Trump

    Probablemente ni una cuarta parte de la gente -entre los que me incluyo – que visita ahora la Torre Trump lo haría si éste no fuese Presidente de Estados Unidos y en el último piso se encontrase su residencia habitual.

    quinta avenida trump tower
    Entrada Trump Tower

    Digo esto porque a pesar de lo que pueda parecer, tanto su apariencia exterior como la arquitectura y el diseño del lobby parecen ser testimonios de una época anterior y de un interés por el diseño y la estética caracterizada por el mal gusto, el poco refinamiento y un estilo desfasado. En el bajo derecho se encuentra la flagship de Gucci en la Quinta Avenida mientras que a la izquierda se encuentra la tienda de Tiffany.

    la quinta avenida nueva york
    Trump Tower

    Está permitido la entrada de 08:00 a 22:00 para el público general y hay algunos establecimientos para tomar algo dentro: el Trump Bar, el Trump’s Ice Cream Parlor, el Trump Cafe y el Trump Grill, así como un Starbucks. Sin menospreciar la valiente pero a la vez arriesgada motivación por ponerle a todo tu apellido, lo cierto es que algunos han calificado a este penúltimo como uno de los peores restaurantes de América. Así que ya sabéis, se mira pero no se toca.

    3. «La meca de las compras»

    Para todos aquellos amantes de las compras y las tiendas, si Nueva York es ya un paraíso, la Quinta Avenida es la meca. Si no lo encuentras aquí, es que probablemente ya no lo podrás localizar en ningún sitio.

    Pero incluso en el supuesto de que no vayas a comprar nada, los comercios de Fifth Avenue ha evolucionado hasta convertirse en un atractivo turístico ya de por sí. Las grandes tiendas extravagantes de gigantes del lujo se mezclan con tiendas más accesibles como Zara o Uniqlo y conocidísimos grandes almacenes como Barneys (Madison Avenue & 60th E) o Saks (5th Avenue & 40th E).

    5th avenue
    Bergdorf Goodman

    En los número 754 y 745 de Fifth Avenue, prácticamente en Central Park, se encuentra Bergdorf Goodman, uno de los grandes almacenes más prestigios de la Quinta Avenida y probablemente de todo Nueva York. Fundada por un inmigrante de origen francés, Bergdorf, la compra de una participación por Goodman – antiguo aprendiz del primero – le dio su nombre actual. Su propósito por introducir moda francesa e italiana en los años 80 la convirtieron en un estandarte del diseño neoyorquino, consigna que aún mantiene.

    Si hay alguna tienda especial en la Quinta Avenida esa es, sin duda, Tiffany. Para los amantes de las localizaciones de películas, la icónica escena de Audrey Hepburn en Desayuno en Tiffany’s posando frente a la joyería con un café y un bagel es una realidad en esta tienda, actualmente bajo un intenso programa de reformas.

    la quinta avenida nueva york
    Tifanny

    4. El MoMA

    Pionero en la introducción de jóvenes artistas, el Museo de Arte Contemporáneo de Nueva York (MoMa) es toda una institución en el mundo del arte. Su colección contiene obras de Andy Warhol, Picasso, Matisse o la conocida Noche Estrellada de Van Gogh, que a pesar de lo que pueda parecer no está en el Museo Van Gogh de Amsterdam.

    Nosotros somos amantes del arte contemporáneo a más no poder, y por tanto, no podemos hacer más que recomendaros encarecidamente que lo visitéis si estáis interesados. No es barato, pero si dedicáis una tarde o una mañana, o incluso un día completo, le podéis sacar bastante partido.

    🚨 Los menores de 16 años entran gratis mientras que los adultos son 23,10 euros. ¡Ojo! Lo mejor que podéis hacer es ir los viernes por la tarde (de 16:00 a 20:00) cuando es gratis.

    Aquí podéis sacar las entradas al MoMa sin colas, algo que os recomendamos!

    5. La Catedral de San Patricio

    Lo mejor de la Quinta Avenida es que entre tantas tiendas y rascacielos encontramos algunos monumentos más antiguos que dejan entrever una visión alternativa de Nueva York. Es el caso de la Catedral de San Patricio, posiblemente el edificio religioso más importante de la ciudad.

    5 avenida
    La Catedral de San Patricio

    Con casi 150 años de historia – fue construida a finales del siglo XIX – es uno de los edificios católicos más destacados de Nueva York. Lo más llamativo es el lugar tan peculiar en el que se encuentra, rodeado de rascacielos y frente al Rockefeller Center.

    la quinta avenida san patricio
    San Patricio por dentro

    Por dentro está muy bien cuidada y es muy recomendable visitarla – está abierta de 06:00 a 20:45 todos los días y la entrada es gratuita-. Nosotros no pudimos escucharlo, pero amigos nos han recomendado visitar la catedral en los horarios y días que toquen el órgano. Aquí os dejo el enlace de la web para que le echéis un vistazo!

    6. El Rockefeller Center

    El Rockefeller Center es un complejo de 19 edificios situados en la Quinta Avenida famoso por albergar los Estudios de NBC, una de las cadenas de televisión más importantes de Estados Unidos.

    Junto a las tiendas de lujo y boutiques que hay situadas en la zona, en el centro de la Rockefeller Plaza se encuentra el Sunken Garden, en la que se suele establecer una pista de patinaje en invierno y una cafetería en invierno, y la Estatua de Prometeo.

    edificios nueva york
    El Rockefeller Center

    Uno de los mejores miradores de Nueva York, el Top of The Rock está situado en el edificio principal, el Comcast Building. Este observatorio se encuentra organizado en torno a tres plantas diferentes desde donde se divisa tanto el Downtown como Central Park.

    7. La Biblioteca Pública de Nueva York

    La Biblioteca Pública de Nueva York es otra de las paradas que os recomendamos hacer en la Quinta Avenida. Habiendo adquirido fama mundial con la película Cazafantasmas, no hay más que reconocer que su sala principal (Rose Main Reading Room) es una de las más bonitas que hemos visto nunca.

    Se puede visitar perfectamente, pero debéis tener mucho cuidado y evitar hablar o tomar fotos. No queremos convertir la biblioteca en una mera atracción turística.

    Suscríbete a nuestro newsletter.

    Consejos para viajar, descuentos para ahorrar y artículos (que no spam) que te interesan!

    8. El Empire State Building

    El Empire State Building hace ya más de 50 años que no es el edificio más alto del mundo, ni siquiera ya de Nueva York. Aun así, sigue siendo uno de los rascacielos de más famosos del mundo. La clásica imagen de King Kong escalando el Empire State todavía sigue persiguiendo a los turistas que visitan este monumento – más de 120 millones desde que fue construido.

    Si hay algún rascacielos interesante de Nueva York es el Empire State, aunque no es el único. Aquí te contamos todo sobre el Skyline de Nueva York. No te lo pierdas!

    quinta avenida
    El Empire State Building

    Aquí puedes sacar las entradas al Empire State Building y olvidarte de esperar ninguna cosa. Es la opción más recomendable.

    9. El Edificio Flatiron

    Con el paso de los años las réplicas por el mundo del Edificio Flatiron se han hecho continuas. Todas quieren tener un edificio como este, pero pocas consiguen alcanzar el atractivo del que goza el edificio original. Atractivo que al principio no fue visto por la prensa y la sociedad americana que lo tacharon de feo, e incluso lo llegaron a comparar con «una pieza de pastel».

    manhattan flatiron district
    El Flatiron Building

    En nuestro caso, es una de nuestras zonas favoritas donde alojarse en Nueva York, con el Midtown y el Distrito Financiero a dos pasos

    10. El Arco de Washington Square

    En el extremo sur de la Quinta Avenida y en el Washington Square Park se encuentra este arco del triunfo que data de finales del siglo XIX. Conmemora la toma de posesión de George Washington como primer presidente de Estados Unidos y está inspirado en el Arco del Triunfo de París.

    calle quinta avenida
    Washington Square

    11. El Museo Metropolitano de Arte (Met)

    El Museo Metropolitano de Nueva York fue en 2019 el cuarto museo más visitado del mundo, por el que pasaron más de 6,5 millones de visitantes. Detrás de estos números se esconden más de 2 millones de objetos y una historia que abarca 4.000 años.

    Es inmenso y probablemente no te daría tiempo a visitar el museo completo ni en una semana completa por Nueva York. Aún así, hemos querido seleccionar 3 obras diferentes que son nuestras favoritas del museo y que creemos que no os podéis perder.

    • El Templo de Dendur. ¿Habéis oído hablar del Templo de Debod de Madrid? Pues su origen es muy parecido. El Templo de Dendur fue uno de los cuatro edificios egipcios regalados por Egipto en 1968 como regalo por la ayuda que España, Estados Unidos, Países Bajos e Italia prestaron para salvar los templos de Nubia. A cada uno de ellos se les donó uno como símbolo de gratitud.
    • La Crucifixión y el Juicio Final de Van Eyck
    • Londres, el Parlamento (efecto de neblina) de Monet. Forma parte de una colección de más de 15 cuadros distribuidos por el mundo donde se representa el Palacio de Westminster con diferentes efectos.

    Está abierto de 10:00 a 17:30 de domingo a jueves; y de 10:00 a 21:00 los viernes y sábados. Los precios de las entradas son: 25 dólares los adultos, 17 los jubilados, 12 dólares los estudiantes y gratis para menores de 12 años.

    Aquí puedes sacar las entradas al Museo Metropolitano de Nueva York sin esperar ninguna cola

    12. El Museo Solomon R. Guggenheim

    En la zona del Upper East Side, frente a Central Park, se encuentra el Museo Guggenheim, el otro gran exponente de arte contemporáneo en Nueva York.

    En este caso, junto con su colección de cuadros impresionistas y arte contemporáneo, el atractivo del museo también se encuentra en su arquitectura. La apariencia exterior y del lobby, ya de por sí una atracción, fue diseñada por Frank Lloyd Wright y declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 2019.

    fifth avenue
    Guggenheim Museum

    Incluso si no quieres visitar el museo por dentro, es una buena idea acercarse a visitarlo por fuera, entrar y visitar la zona interior, y ya de paso dar una vuelta por algunas de las boutiques que se encuentran en el Upper East Side.

    Está abierto de viernes a miércoles de 10:00 a 17:45 horas, excepto los sábados que permanece abierto hasta las 19:45.

    Tiene un precio de 25 dólares los adultos, 18 dólares los estudiantes y mayores de 65 años, mientras que es gratuita la entrada para menores de 12 años. Al igual que ocurren en el MoMa, todos los sábados de 17:00 a 20:00 existe la opción «pay what you wish«, en el que tú eliges el precio. Ellos recomiendan unos 10 dólares por persona, aunque verdaderamente puedes pagar lo que quieras, o no hacerlo. Ten en cuenta que la ultima entrada de esta modalidad es a las 19:30.

    La famosa Quinta Avenida

    Merece la pena dedicar un día a conocer todos los lugares que os recomendamos en este artículo sobre la Quinta Avenida. Hay muchos recorridos y muchas opciones, pero creemos que los 12 elegidos son más que suficientes para tener una visión muy completa.

    Como siempre, esperamos que os haya resultado de interés y que si tenéis cualquier duda nos la dejéis en la sección de comentarios, que estaremos encantados de responder. Por último, os recomendamos que os suscribáis a nuestro newsletter mensual con lo mejor en viajes!

    Si te ha gustado este artículo, estaría genial que nos puntuáses! También puedes comentar y preguntarnos cualquier duda que te atañe. Eso sí, no publicaremos ningún comentario que contenga insultos o contenido ofensivo, o que no utilice su nombre en el apartado correspondiente.

    Deja un comentario